Definición de confianza

La confianza se define tradicionalmente como una hipótesis que construimos sobre un comportamiento futuro. En la acepción positiva, el comportamiento será de nuestro agrado. Sin embargo, la confianza implica imaginar las acciones futuras de alguien, ya sea que éstas nos agraden o no.

Al ser la confianza una construcción, ésta puede ser firme o débil, dependiendo de la persona y la situación. Todos tenemos diferentes niveles de confianza hacia los demás. Esta característica se ha ido moldeando a través de nuestras experiencias pasadas. Si hemos sido traicionados, quizás nos volvamos desconfiados. Si no hemos sufrido ese tipo de reveses, entonces es posible que confiemos sin mucha dificultad.

Características de la confianza

En los animales la confianza es instintiva y se construye a través de la información captada por los sentidos y la experiencia. En los seres humanos, en cambio, la construcción es racional y depende de la interpretación subjetiva de las experiencias. La confianza nos permite relacionarnos con los demás y con el mundo.

No sólo es posible tener confianza desde uno hacia los demás, sino que podemos tener autoconfianza. Si creemos en nuestras capacidades y podemos crear hipótesis sobre nuestro comportamiento futuro, alcanzaremos con mayor facilidad nuestros objetivos que las personas que no confían en sí mismas.

En las relaciones sociales podemos ver dificultades o malentendidos que surgen a partir de discordancias en los niveles de confianza que las personas tienen entre sí.

Siempre es incómodo encontrarse en situaciones donde una persona se expresa con más confianza de la que le hemos asignado. Los abusos de confianza incluyen ese tipo de situaciones. En muchas ocasiones, las dificultades pueden surgir de un malentendido ingenuo, pero en otras los abusos de confianza son utilizados por personas que pretenden tomar ventaja de las demás. Esto sucede porque cuando confiamos en alguien estamos más predispuestos a ayudar o brindar favores, con la esperanza de ser bien retribuidos en el futuro y de fortalecer el vínculo existente de amistad o compañerismo.

La confianza como virtud

En su acepción positiva, la confianza es una virtud. Creemos que es una cualidad deseable y trabajamos para conseguirla en nuestras relaciones y nuestra personalidad. La confianza es considerada una parte importante del éxito en los proyectos personales, unida íntimamente al autoestima. En este sentido, tener un nivel sano de autoconfianza alzará nuestras expectativas y nos dará motivación suficiente para alcanzarlas o seguir intentándolo si fracasamos.

Es un hecho que la confianza simplifica las relaciones humanas, pero es en las relaciones de pareja donde vemos un expresión clara, ya que están en juego las promesas de fidelidad y lealtad. En el matrimonio se hace un voto tanto de lealtad como de confianza.

Una persona expresa fe en que su pareja cumplirá sus promesas y deberes en una ceremonia frente de toda una congregación de personas cercanas y familiares. Este acto “público” de confianza compromete a las dos partes a respetarse, cuidarse mutuamente y a permanecer juntas.

La confianza en distintos ámbitos

(Confianza)

(Confianza)

En el ámbito laboral, la confiabilidad es un término que se utiliza para designar la seguridad y estabilidad de un dispositivo, producto o sistema. La confiabilidad nos indica que podemos predecir el comportamiento del producto de forma positiva y que cumplirá correctamente las funciones para las que fue creado.

Debido a la competitividad actual del mercado, muchos especialistas cuantifican la confiabilidad poniendo en relación un juego de factores que brindan resultados analizables.

Los resultados que nos indican la confiabilidad de un producto pueden ser comparados con otros de la competencia. En este sentido, la confianza será el factor determinante en la elección de los consumidores.

De acuerdo con algunas teorías generales, se define la confianza como el período de incertidumbre interrumpida por la predicción sobre el accionar de una persona. Creemos que las cosas se desarrollarán de cierta manera que excluye otras posibilidades. Librarnos de esas inquietudes nos permite resolver con tranquilidad las situaciones conflictivas que se nos presentan.

Comments are closed.